Botas de agua niña Ladybug 3497

Botas de agua niña Ladybug 3497

Botas de agua niña Ladybug 3497

Disponibilidad: Artículo disponible

9,95 €

Añadir al carrito

Producto oficial de Ladybug - Calzados HermiBotas de lluvia para niñas de Ladybug.

Son unas botas de agua ideales para chapotear en los charcos de agua. Están hechas en PVC que es un material resitente e imperable, por lo que las gotas de agua las repele. El interior es de textil, siendo muy cómodos de llevar. Es de color negro con glitter y tiene detalles en rojo, como el cuello de la bota y la suela. Además, en lo laterales tiene el diseño del personaje de Ladybug. Tiene un cordón ajustable para proteger los pies de las niñas. Los días de lluvia y tormentas ya no serán problema para los más pequeños de la casa. ¡Para chapotear en los charcos!

Más

Tabla con las medidas de la plantilla interna de extremo a extremo (medida de la longitud máxima), por lo tanto, el pie tiene que medir un poco menos de estas medidas.

Botas agua Lady Bug

NOTA: Estas medidas pueden sufrir variaciones de +/- 3 milímetros. Las medidas son proporcionadas por el fabricante, por lo que son orientativas.

Ficha técnica

  • Material Exterior - Otros materiales
  • Material Interior - Textil
  • Suela - Otros materiales

4 productos relacionados

Comentarios

No hay ningún comentario por ahora.

Escriba su comentario

Botas de agua niña Ladybug 3497

Botas de agua niña Ladybug 3497

Producto oficial de Ladybug - Calzados HermiBotas de lluvia para niñas de Ladybug.

Son unas botas de agua ideales para chapotear en los charcos de agua. Están hechas en PVC que es un material resitente e imperable, por lo que las gotas de agua las repele. El interior es de textil, siendo muy cómodos de llevar. Es de color negro con glitter y tiene detalles en rojo, como el cuello de la bota y la suela. Además, en lo laterales tiene el diseño del personaje de Ladybug. Tiene un cordón ajustable para proteger los pies de las niñas. Los días de lluvia y tormentas ya no serán problema para los más pequeños de la casa. ¡Para chapotear en los charcos!

Escriba su comentario